lunes, 6 de febrero de 2012

Mucho show para un entretiempo

Ayer se disputo el Super Bowl, el partido final de la National Football League (NFL) entre los New England Patriots y los New York Giants. Estos últimos se quedaron con el preciado trofeo en una definición que la prensa especializada califico como emocionante. No me voy a poner a contarles las incidencias del juego, básicamente porque este es un espacio dedicado a la música y, además, y más importante, todavía me cuesta entender la dinámica del futbol (así, sin el acento en la u) de allá.
Como todos los años, además del partido en sí, lo que genera gran expectativa en la audiencia es el half time show (show de medio tiempo). Una tradición que arranco con las "marching bands", esos grupos uniformados que tocan instrumentos de viento y percusión, y que se convirtió en un evento que casi compite en repercusión mediatica con la justa deportiva en sí.
Para un espectáculo que dura poco más de diez minutos, mientras los jugadores descansan en el vestuario, la organización arma y desarma un escenario digno de cualquier gira internacional. Uno puede estar más o menos de acuerdo con el criterio y la elección de los artistas que participan (¿Black Eyed Peas?), pero de lo que no caben dudas es de la capacidad de esta gente para producir este tipo de entretenimientos.
Recuerdo especialmente, una performance épica de Prince en la final de 2007. Bajo una lluvia torrencial, el muchacho de Minneapolis salió, guitarra en mano, a rockearla con los talones de punta. Hizo algunos temas de él mechándolos con Proud Mary (Creedence Clearwater Revival), All along the watchtower (Bob Dylan) y Best of you (Foo Fighters), para terminar la faena con una apoteósica versión de Purple Rain.
En la edición número 46 del Super Tazón, la de anoche, le tocó el turno a Madonna de ocupar el centro de la escena. La producción fue fastuosa, y la chica material hizo su acostumbrado despliegue de baile repasando viejos hits como Vogue, Music y Like a prayer (acompañada por Cee Lo Green). Todo muy lindo y espectacular. Salvo que, para mi gusto (y la alegría de Elton John), el playback se noto un poquito mucho…
A continuación, un recorrido por cinco grandes (y rockeros) half time shows. Que los disfruten.

Paul McCartney – Super Bowl 39 (2004)



Prince - Super Bowl 41 (2007)



The Who – Super bowl 44 (2010)



Tomm Petty – Super Bowl 42 (2008)



The Rolling Stones – Super Bowl 40 (2006)

1 comentario:

  1. Muy buenas participaciones, es tremendo que monten semejante estructura en 10 minutos, toquen otros 10, y en 10 minutos más dejan el campo de juego como si nada hubiése pasado...

    Recuerdo la edición del 2001, con Aerosmith y N'Sync como principales, y con Kelly, Mary J Blige y Britney Spears de invitados.
    Al final todos cantando Walk This Way, muy bueno.

    http://www.youtube.com/watch?v=N9CUEkJpG7E

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...