lunes, 27 de octubre de 2014

5 días 5 discos

Por Ana Mancuso (@animancuso)
Especial para DISCOS PERFECTOS
A mi no me gusta hacer listas. José Discos Perfectos lo sabe. Pero lo que me hizo amigarme con la idea de confeccionar esta que sigue fue el hecho de pensarla como una lista no restrictiva: esta semana son estos 5, la semana que viene pueden ser otros.
No la armé pensando en “mis 5 favoritos”, “los 5 discos del año”, “las 5 mejores últimas novedades”, “los 5 mejores clásicos”, “mis 5 más escuchados”… El punto de partida fue pensar en qué me provoca a mi cada día de la semana, y en función de eso, ponerle música. Independientemente del estado de ánimo particular que podamos tener en un lunes específico o en un viernes en especial, sino más bien pensando en la generalidad de lo que uno puede esperar que sean todos los lunes o todos los viernes. Y así con el resto de los días. Esto es lo que salió, espero que la disfruten o les sea de utilidad!
  • Lunes. “The cure for unhappiness is happiness, I don´t care what anyone says”. La frase es de Elizabeth McCracken, más específicamente de su libro Niagara Falls All Over Again, y se me vino a la mente al momento de pensar en un disco para el lunes. Más exactamente, para combatir el lunes. Porque, vamos, a quién le gustan los lunes!? Quién se siente rebosante de felicidad cuando le suena el despertador la mañana del lunes, dando evidencia de que atrás quedó el fin de semana, y que adelante quedan 5 días de trabajo? Voy a arriesgar una respuesta: A casi nadie. Entonces la idea de elegir un disco que nos lleve nice and easy por las aguas del día estadísticamente menos popular de la semana se volvió muy tentadora. No importa que sea ligero, no importa que no tenga la poesía de Jim Morrison o la profundidad de Depeche Mode en las letras, o lo maravilloso de la música de Pink Floyd o Led Zeppelin o Queen. Importa que sea efectivo en su función de #antilunes. Para eso lo convoco a Mr Pharrell Williams y a su disco Girl. Póngale PLAY lo más temprano posible en el día, creo que puede ayudar a empezar la jornada sin lucir como un doble del Grumpy Cat. El disco en una palabra: Alegría.
  • Martes. Yo soy una gran creyente de lo siguiente “In the beginning, there were The Beatles”. Porque, de hecho, en mi principio, cuando era una nena todavía, escuchaba un vinilo que mi mamá tenía en casa: Era el del primer disco de estos muchachos, en cuya portada se leía “Por favor, yo” (Si, #ElHorror traducir los nombres de las canciones, pero así era antes). Ese disco hoy está en manos de alguien que ama los vinilos y a quien todos los acá presentes conocemos, pero fue el que me hizo empezar a quererlos. Y a querer la música. Asi que para hoy (una vez que sobrevivimos al lunes, y a modo de premio por esto), algo de los chicos de Liverpool. El que es mi disco favorito de ellos, y que contiene mi canción favorita de los fab four: The Beatles, más conocido como The White Album. El disco en una palabra: Eterno
  • Miércoles. La primera vez que la escuché, la odié. Fue en una entrega de los premios Oscars. Florence parecía ser LA sensación del momento, entonces la pusieron a ella a cantar el tema de la película 127 Horas, If I Rise, originalmente cantado por Dido y nominado entre los candidatos de ese año. A mi me encantaba esa canción, parecía haberse escrito para la voz y la forma de cantar de Dido, entonces, sonando en el estilo de Florence Welch me resulto violenta. Pero tiempo después, (porque en la vida siempre hay segundas oportunidades), pasado el enojo inicial decidí ponerme a escucharla, a ver por qué tanto fuzz alrededor de esta inglesa. Agarré Ceremonials, y OMG, cómo me conquistó! Hacía mucho tiempo que no escuchaba semejante intensidad en una intérprete femenina, y me di cuenta de que el problema cuando nos conocimos, fue simplemente que estaba cantando una canción que no era de ella, ni para ella. El problema era que If I Rise no era una canción que parecía salida de sus entrañas como todas las que conforman el track list de Ceremonials. Canciones que parecen ser cantadas no solo con su voz, sino con todo su cuerpo entero. Por eso me parece que este es un disco perfecto para recargar energías a mitad de semana. El disco en una palabra: Fuerza.
  • Jueves. Los jueves, para mi, son días cinéfilos. Tal vez sea porque este es el día designado en nuestro país para los estrenos de nuevas películas, la cuestión es que los jueves siempre me hicieron pensar en cine. Y una de las cosas maravillosas del cine son los soundtracks. Esa selección de canciones que te acompaña a lo largo de un relato, contándote la misma historia que estás viendo, pero en un lenguaje distinto, amplificándote las emociones que te pueda causar una determinada escena y por eso mismo, elevando la experiencia mucho, pero mucho más alto de lo que sería sin esa música. Una de mis bandas sonoras favoritas es la que hizo Eddie Vedder para la película Into The Wild. Conmovedora y todo como es la historia real de Chris McCandless, certero y todo como es el libro de Jon Krakauer que la relata, bellísimas y todo como son las imágenes que Sean Penn le puso a la historia, y comprometida y todo como es la actuación de Emile Hirsch como Chris, nada hubiera sido lo mismo, nunca me hubiera llegado de la misma manera sin la voz, la música, las palabras de Eddie. De hecho, uno de los mejores aciertos de Sean Penn en esa película fue dejar que Vedder escribiera toda la música, en lugar de utilizar variadas canciones, como sucede en otros films. Vayan por acá tambien mis eternas gracias para Sean, porque sin esta película no existiría uno de los discos que más amo. El disco en una palabra: Journey.
  • Viernes. No podían faltar ellos en mi lista. No cuando en unos pocos días los veo en vivo por segunda vez en este 2014. La primera vez que los escuché fue en una habitación de hotel en Brasil, en febrero de 2007. Mientras me preparaba para bajar a desayunar sonaba, pongamos, MTV versión brasilera, y ahí estaba este video bizarro con unos payasos repartiendo piñas y patadas a lo pavote, algo así como “Piñón Fijo & Ronald McDonald gone mad”, de unos tales Arctic Monkeys que sonaban fantástico. Fue girar la cabeza enseguida para prestar atención y después empezar a investigarlos, pero creo que a mi como al resto de sus fans, nada previo de ellos nos preparó para su último disco, AM. Este es, para mi, su pico hasta ahora. Es cuando explotaron. Un disco increíblemente adictivo, Genius en sus lyrics y flawless musicalmente hablando. Y es, además, altamente seductor. Parafraseando a Alex en una de sus canciones del mismo, AM es “soundtrack to disaster”. No se me ocurre nada mejor que algo como esto para empezar el viernes, y darle la bienvenida al siempre esperado fin de semana. El disco en una palabra: Sexy.
Que disfruten de la música! Y buena semana para todos!
Lunes: Martes: Miércoles: Jueves: Viernes:

6 comentarios:

  1. Gran lista, compañera Mancuso! Desde lo más profundo de mi sinceridad debo decir que mi nostalgia hacia la era dorada de los Arctic me está condicionando para disfrutar plenamente de los últimos discos... Voy a aprovechar ésta oportunidad para agregarlos al playlist y meterles mecha.

    ResponderEliminar
  2. Es que ud. tiene corazón indie, Brando! Y los Arctic abandonaron for good esa etiqueta hace tiempo... Pero métale con AM, es un discazo!
    Gracias por el apoyo partidario, me alegra que le haya gustado la lista! (Parte del mérito es de José Discos, que no soporta que exista alguien que no ame las listas, y me empuja a estas cosas :P)

    ResponderEliminar
  3. :) y la semana que viene va a ser 5 días de Monkeys en preparación del tremendo road trip que nos armamos.
    De más está decir que el de Eddie es uno de mis preferidos en la vida, que miro The Voice sólo porque está Pharrell, y que el otro día salté como desenfrenada al ritmo de Dog days are over a todo volumen en el living de mi casa.

    ResponderEliminar
  4. Totalmente! La semana que viene empieza el countdown previo con el que torturo a todo el mundo antes de un recital! (Btw, tremendo es un adjetivo que le hace poca justicia a nuestro Arctic-trip. No se si está bien que yo lo digo, pero que master genius idea!)
    Eddie es AMOR. Punto, lo sabemos. Tuve que contenerme mucho para escribir sobre ese disco sin exceso de exabruptos <3
    Btw, escucharon la reunión de Eddie y Cornell del sábado en la Bridge School Benefit?

    ResponderEliminar
  5. Genial lista :) AM es muy de viernes, totalmente. Además de como vos bien decís ser un disco seductor al extremo. Cuento los días para escuchar "Number One Party Anthem" en vivo. PD. AM por Arctic Monkeys, ya sé, pero yo quiero pensar que es por After Midnight.

    ResponderEliminar
  6. Yo hago esa relación AM todo el tiempo! I mean, a quién le cabe alguna duda de que es un disco que va 100% con esas horas nocturnas / de madrugada?

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...